Covidiota ya está en la RAE: la palabra para describir a los que no creen en el covid-19

La entrada del término en el léxico de la Real Academia Española está acompañada de otras 713 palabras derivadas de la pandemia

La palabra covidiota acaba de ser oficialmente admitida por la Real Academia Española (RAE) para su Diccionario Histórico de la Lengua Española. «Etimológicamente, resulta un calco estructural del inglés covidiot presente en la lengua desde 2020 en el Oxford Advanced Learner’s Dictionary. Esta, a su vez, de covid e idiot» es la manera como la Academia apuntala una creación léxica que atestigua también como adjetivo.

El término se refiere a quienes se niegan a cumplir las normas dictadas contra el contagio por covid-19. Ya el año pasado el buscador mundial había incidido en palabras como confinado, asintomático, infestar, infectar, intubar, disnea, hipocondría, mascarilla o pangolín. El desagregado de 2021 es más específico. E incide directamente sobre ellos, esa alarmante cantidad de personas que minimizan, desdeñan y sustraen los efectos de la enfermedad. Es decir, cometen covidiotismo. La perniciosa actividad del covidiota arrastró a otras 713 palabras hasta las puertas de la RAE.

Se trata, pues, de un flamante covidioma infestado de términos como «covidiotez», actitud negativa a cumplir las medidas sanitarias, «covidianidad», vida diaria adaptada a las normas y protocolos o «coronabebe», niño nacido durante la pandemia muy probablemente como resultado de un «covidilio», romance surgido durante este sombrío periodo.

Covilenguaje efímero

Todo lo cual se compendia en un «coronadiccionario» que se actualiza en la medida que el habla cotidiana y la frontera mental de los ciudadanos lo alimenten. De manera que, se puede decir que quienes multitudinariamente se concentran en marchas o mítines en plena pandemia cometen un covidcidio.

Asimismo, se puede decir que quienes van por allí haciendo exhibición de su riqueza para evitar adaptarse a algunas de las normas sanitarias elementales y generar contagios cometen covidiocia. O que si en una misma y desafortunada persona confluyen el dengue y el covid, hablamos de un flamante covidengue. Y así, los adjetivos fluyen en las procelosas aguas del covidismo, esa corriente de opinión que descree de planteamientos científicos y exime las disposiciones sanitarias.

Todas estas palabras se entienden, son creaciones rápidas dentro del sistema, con el mismo procedimiento que llavita en lugar de llavecita, pero muchas quedarán en el Diccionario Histórico y no quedarán en el uso, arriesgo, vaticino./ EL NACIONAL

LEA TAMBIÉN: